Boda en Casa Palacio del siglo XVI

Tan natural como la vida misma, así fue la boda de María y Susana. Una pareja práctica, sin artificios y una dedicación plena a su familia y amigos. Buscaban un lugar singular, con encanto e historia donde proclamar el “Si, quiero” que marcaría su nuevo camino. El escenario elegido para tan importante ocasión fue una preciosa casa palacio en Segovia, rodeada de calles empedradas, casitas bajas y vistas al esplendor de los prados verdes de la zona.

Un precioso velador de forja fue testigo de la ceremonia, el el jardín que donde seguidamente se ofreció el cóctel. Se combinaron innovadoras piezas de cocina mejicana, española y árabe regadas, con buen vino y un ambiente envidiablemente feliz. En uno de los salones del interior se montó el banquete, decorado a base de hortensias azules y rosas, mantelerías en fucsia y crema, alternando lisos y estampados, y velitas cuyos destellos parpadeaban sobre los vastos muros por todos los rincones del palacio. El conjunto creaba un ambiente acogedor que hacía inevitable viajar a las románticas épocas renacentistas. Tras la cena, la fiesta continuó en lo que fue el antiguo patio de armas, donde los invitados pudieron divertirse con un photocall muy especial.

Emoción, diversión, muchísima complicidad entre los asistentes y la atención de un gran equipo de profesionales que se volcó para que todo fuera aún más de lo que habían soñado. María y Susana tuvieron un día que no olvidarán nunca, donde la felicidad en sus ojos fue la protagonista.

Foto: AyS Fotógrafos

Colaboración: Ana Longás